ES NECESARIA UNA SOLUCIÓN A LA CRISIS FERROVIARIA DE LA PROVINCIA

ACTUALIDAD

El servicio de pasajeros de Ferrobaires lleva 40 semanas suspendido.
En junio de 2016, el gobierno de María Eugenia Vidal anunció la suspensión de los servicios ferroviarios de larga distancia prestados por la Unidad Ejecutora del Programa Ferroviario Provincial (Ferrobaires).
Según se informó en esa oportunidad, el objetivo de la medida era “preservar la seguridad de los usuarios y operarios del servicio”.
De acuerdo al comunicado oficial, la decisión se basó en los informes elaborados por la Comisión Nacional de Regulación del Transporte y la Auditoría General de la Nación que calificaban de “crítica” a la situación de la empresa y de “deficiente” al estado de vías y material rodante.
Pero en los primeros meses de la gestión de Cambiemos en la Provincia, lejos de reforzar el parque operativo de la empresa, se decidió quitar locomotoras y material rodante, con el fin de alquilarlas a constructoras privadas y empresas de cargas.
Así, en mayo del año pasado, la empresa suscribió dos convenios de alquiler de locomotoras y vagones con CPC-Solanas (Dhasa) y Ferroexpreso Pampeano para la cesión de parque tractivo y rodante.
Si como argumentó el Gobierno, el problema que motivó el desguace era la seguridad, debemos advertir que aún no se ha tomado medida alguna que apunte a revertir la situación. Además, y como agravante, los especialistas aseguran que la falta de uso supone nuevos problemas, ya que si los trenes no corren, las vías se deterioran rápidamente.
Tampoco podemos dejar de alertar sobre la precaria situación de los 2.700 trabajadores de la empresa. En un contexto de recesión económica, sustancial pérdida de poder adquisitivo y altísima inflación como el actual, el gobierno provincial y nacional debe dar urgente respuesta a cada una de estas familias.
Los bonaerenses sabemos que la red ferroviaria que tuvo nuestro país fue la más importante de América Latina, y esa experiencia nos hizo comprender que se trata de un servicio estratégico para el desarrollo de nuestra Provincia. El cierre de ramales en el pasado implicó no sólo la pérdida de valiosos empleos, sino también la desaparición de pueblos completos y de soberanía.
Es por eso que desde la Legislatura provincial vamos generar las herramientas que sean necesarias para revertir esta situación y reactivar el servicio ferroviario para los bonaerenses. Sin embargo, sabemos que eso no será posible si el gobierno de Vidal no asume la gravedad de la situación que afecta a este servicio de transporte, que es esencial para el desarrollo de las diversas regiones de nuestra Provincia.
Por: Gervasio Bozzano
Senador Provincial FPV-PJ
 grupolaprovincia
12/05/2017

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu Opiñon nos interasa, compartila !!!